?

Log in

No account? Create an account
 
 
16 April 2012 @ 12:24 pm
DTM: ¡Comenzamos!  
Les recordamos las reglas:

1.- El drabblethon da comienzo el día de hoy, 16 de Abril del 2012 y, llegará a su fin el día miércoles 16 de Mayo del 2012 (00.00 Hrs GMT -6). Recuerden, tienen un mes para publicar en esta entrada tantos drabbles como les sea posible.
2.- Todos los combos deben tomarse tal y como han sido propuestos. Si te interesa uno, debes tomarlo con el mismo fandom, pairing y prompt que ha sido sugerido. Por comodidad, los pairings no están acomodados por seme/uke. Los autores serán libres de asignar los roles que deseen a los componentes de la pareja. Si vemos que hay drabbles que no corresponden a los combos de las listas se les dará un aviso, diciendoles que no contarán.
3.- Todos los combos se pueden elegir cuantas veces se desee. Es decir que, si alguien ya ha publicado un drabble con un combo que tú querías, no es problema, también puedes hacerlo tú (siempre y cuando la idea no sea parecida o igual. Si así fuera, el drabble será borrado).
4.- La extensión máxima de los drabbles será entre 600 y 700 palabras (lo cual no sobrepasará un comentario de LJ). La extensión mínima será de 100 palabras. Drabbles que sean de menos palabras no contarán y se borraran.
5.- No queremos arruinarle el canon a nadie; si tu drabble tiene spoilers, debes hacer necesariamente la advertencia requerida. Sé considerado.
6.- Lo divertido del crack, la mayor parte de las veces, está en su dificultad. Por lo tanto, no se permitirán universos alternos. Los únicos pequeños cambios que podrán hacérsele al canon serán los justos y necesarios para hacer concordar a la pareja.
7.- Publicarás el drabble con la misma información que publicas en Crack! & Roll. Esto no entrará en la extensión del fic. Y aquí les dejamos el formato:

8.- Cuando termines tu drabble, sólo tienes que dirigirte a esta misma entrada y aquí lo dejarás. Un comentario para cada dabble; no se permiten comentarios "multidrabble" y siempre lo postearás como "New commment".
9.- Si te gustó un drabble, no seas flojo y deja un comentario, que el autor siempre te lo agradecerá. Para ti, que opinas, solo lo harás con la opción "reply" que estará debajo de cada drabble.
10.- Los premios: sí, daremos premios a la persona que escriba y publique más drabbles (que, a fin de cuentas, es la finalidad del drabblethon) se le dará un bonito gráfico que lo reconozca como ganador y tendrá su lugar en nuestro Salón del Honor Crackoso.

Y esas son todas las reglas, como pudieron notar no varian mucho de las anteriores. Y, como siempre, les dejamos a la mano las listas de combos (que ahora si son varias xD):

+ Lista de combos de los fandoms de la A a la H.
+ Lista de combos de los fandoms de la I a la Z. Y Crossovers


Cualquier duda en esta entrada.

¡Mucha suerte y a crackear!
 
 
 
Kikinu: AbeMihabela_kikinu on April 16th, 2012 07:09 pm (UTC)
Título: Dulce niñera
Fandom: Katekyo Hitan Reborn!
Claim: Gokudera y Lambo
Prompt: ¡Quiero dulces, Estúpidera!
Extensión: 285 palabras

Dulce niñera


Hayato tiene que contar hasta cien y recordarse que está haciendo esto por el Décimo.

— ¡Estúpidera, yo, el gran Lambo-sama, tengo hambre!

El pequeño niño trepa por su espalda, subiéndose a su cabeza y tirándole de los cabellos. Hayato pega un grito, molesto, y agarra al mocoso de una pierna, dejándolo boca abajo.

— ¡Eso me dolió, vaca estúpida!

Están solos en la casa del Décimo. La señora Sawada ha tenido que llevar a I-pin al médico, ya que la niña había comido por error una de las comidas de Bianchi y ahora estaba intoxicada. Tsuna estaba en un arduo entrenamiento con Reborn y no volvería hasta dos días después.

Además, su hermana, Miura y Sasagawa se habían ido todo el día a un spa, por lo que no podían cuidar al niño. Del mismo modo, Yamamoto tenía que ayudar a su padre en el restaurante y el Cabeza de Césped tenía un torneo en ve-tú-a-saber-dónde.

Y, obviamente, nadie pensaba dejar al pequeño incordio a cargo de Hibari. Quien, de todas formas, estaba en Italia entrenando con Cavallone.

Así que, sin nadie más a quien recurrir, el Décimo le había pedido que cuide de Lambo. Y Hayato, como buen Mano Derecha, hacía todo lo que su Capo le pedía.

— ¡DULCES, ESTÚPIDERA, QUIERO DULCES!

— ¡QUE TE CALLES, VACA ESTÚPIDA!

Tras el grito, Hayato le metió al niño en la boca un puñado de caramelos, con envoltorio incluído. Lambo los escupió, para luego morderse el labio y comenzar a sollozar.

— Debo… resistir… debo…

— ¡QUE TE CALLES!

— ¡CÁLLATE TÚ! — chilló Lambo, comenzando a llorar a gritos y a patalear en el suelo.

Hayato estaba considerando seriamente darle dulces al Guardián del Rayo… pero con un par de bombas dentro.

FIN
tary_nagisatary_nagisa on April 22nd, 2012 09:25 pm (UTC)
¡Qué bonito!

Tan Gokudera & Lambo :P

Adoro las peleas, discusiones de ellos dos ;)
Kikinu: Sasunarubela_kikinu on April 16th, 2012 08:10 pm (UTC)
Título: Insomnio
Fandom: Naruto
Claim: Sasuke/Naruto
Prompt: Noches sin sueño.
Extensión: 687 palabras.
Advertencia: Spoilers de Shippuden.


Insomnio


— Err… y este será tu cuarto. El mío está al lado, así que si me necesitas estaré ahí. Bueno, no es como si hubiese otros cuartos aparte de estos dos, jeje.

Sasuke lo mira sin esbozar ninguna expresión y se sienta en el piso, junto al futón aún doblado.

Naruto se queda unos segundos en el umbral de la puerta, como esperando algo. Algo que nunca llega a ocurrir, así que decide dejar a Sasuke solo para que asimile todo y para, de paso, asimilar todo él también.

***


Da varias vueltas en la cama, incapaz de conciliar el sueño. Parece que hubiesen pasado siglos desde que mataran a Madara y trajeran a Sasuke de vuelta, aunque sólo han pasado cinco escasos días.

Naruto no sabe realmente que esperaba que sucediera.

A esas alturas era obvio que Konoha no iba a recibir a Sasuke con los brazos abiertos, pero tampoco creía que tuvieran la horca lista. Craso error.

La sentencia de muerte estaba preparada y solo faltaba la firma de la Hokage para que el clan Uchiha se extinguiera por completo. Pero, si el Consejo esperaba que Naruto hubiese pasado por todo eso para tener que enterrar a Sasuke, aún no lo conocía.

No está seguro de cómo convenció a todos sus amigos para que testificaran a favor de Sasuke. Si bien los había ayudado a matar a Madara, casi todos le guardaban rencor por los actos cometidos desde que abandonara la aldea.

Pero uno a uno sus conocidos dieron fe ante el Consejo de que Sasuke había luchado contra Madara al lado de Naruto, defendiendo la vida del muchacho y la de todos sus antiguos compañeros. Incluso había ayudado a cargar a los heridos hasta la aldea luego de la batalla.

El broche de oro fue el mismo Naruto, que juró por todo lo que el conocía y amaba que Sasuke había vuelto a serle fiel a Konoha, que estaba arrepentido, que jamás volvería a hacer algo así.

Cuatro días enteros estuvo debatiendo el consejo, con la Hokage a favor del condenado. Porque, por supuesto, el Uchiha no se merecía una mierda, pero con Naruto era otro el cantar y si él quería a Sasuke vivo, Tsunade le daría eso.

Así que decidieron cancelar la condena. En cambio, Sasuke debería estar recluido en la aldea por diez años, con constante vigilancia, teniendo que reportarse todos los días con la Hokage y, por supuesto, bajo la completa responsabilidad de Naruto.

El cual, por cierto, aún no puede conciliar el sueño. Todo es demasiado fuerte, demasiado reciente y no sabe cómo lidiar con ello.

Está feliz de que Sasuke esté nuevamente en Konoha, vivo. Pero… pero es extraño y ni siquiera sabe como hablar con él.

Intentando no hacer ruido, se dirige al cuarto de al lado, esperando encontrar a su antiguo amigo dormido.

Al entrar, sin embargo, Sasuke sigue despierto, mirando por la ventana.

— Ugh, yo… err… quería saber cómo estabas pero si te molesto mejor me…

— ¿Por qué insistes, Naruto?

La pregunta lo descoloca. Mira sorprendido a Sasuke, que no le había hablado desde que llegaran a Konoha. Entonces él lo mira, por vez desde el mismo tiempo.

— ¿De qué hablas?

— ¿Por qué insistes en que yo vuelva? No queda nada para mi en Konoha.

Es suficiente, Naruto tiene que contenerse para no golpearlo.

— ¡Estoy yo, imbécil! ¡ Yo estoy para ti! ¡Soy tu amigo, siempre lo he sido! ¡¿Por qué te cuesta tanto entender que te quiero y no deseo ver como arruinas tu vida?!

Naruto sigue parado en el umbral de la puerta y tiembla de pura rabia. A decir verdad, ni él mismo sabe por qué sigue insistiendo.

Entonces Sasuke sonríe. Es una sonrisa cansada, de alguien que ha recorrido mucho y se ha tropezado lo suficiente como para saber cuando rendirse. El Uchiha se levanta del suelo y se acerca a Naruto para, finalmente, abrazarlo.

— Siempre has sido un idiota que no sabe rendirse.

Y Naruto también está cansado, así que se deja abrazar y besar por Sasuke.

(porque, ahora entiende, por esto es por lo que nunca ha dejado de insistir)

FIN
tary_nagisatary_nagisa on April 16th, 2012 11:06 pm (UTC)
Título: Eres mío.
Fandom: Katekyo Hitman Reborn!
Claim: Hibari/Gokudera.
Prompt: No voy a dejarte ir.
Extensión: 257 palabras.
Advertencia: Shonen Ai.

Hibari Kyoya había sido muy claro con sus palabras, con su acción al tomar de la muñeca al herbívoro rebelde y retenerlo cuando éste le dijo:

"¡Di lo que quieras, yo me marcho!".

Pero él no iba a permitir eso. No, si Gokudera Hayato se iba a ir con aquellos dos herbívoros, con Sawada Tsunayoshi y Yamamoto Takeshi.

Eso nunca.

- ¡Hibari! –Gokudera volteó a verlo al ver que su agarre no disminuía en absoluto y tampoco tenía la intención de hacerlo.- ¡Suéltame, imbécil!

- Te dije que no. –le repitió el prefecto.- No voy a dejarte ir, herbívoro. Eres mío.

Un silencio le siguió a esas palabras hasta que el italiano reaccionó con un ligero sonrojo que trató de adjudicarle a la molestia y el enojo que sentía en esos momentos.

- ¿Hah? ¿Disculpa?

¿Pero qué tonterías estaba diciendo, Hibari? ¿Suyo? ¡Sí, cómo no! ¿Cuándo?

- … Ya lo dije y no lo volveré a repetir, herbívoro. –fue la escueta respuesta que le dio al desviar su mirada hacia otro lado.

- ¡Entonces suéltame, pues!

- No.

La discusión de ambos se prolongó unos minutos más hasta que Gokudera entendió que Hibari no lo iba a dejar ir.

- ¡De acuerdo! –se soltó de su agarre, encaminándose al sillón para sentarse.- ¡No sé para qué me quieres aquí, pero aquí me quedaré! ¿Contento?

El prefecto no respondió nada pero la media sonrisa que tenía en sus labios podía interpretarse como un sí.

Al menos hoy, tendría al herbívoro rebelde con él lo que restaba del día.

Fin.

Edited at 2012-04-16 11:17 pm (UTC)
Laura: ASoIaF. Dany khaleesilaurineandersen on April 17th, 2012 02:26 am (UTC)
Título: Sólo por hoy.
Fandom: A Song of Ice and Fire.
Claim: Renly Baratheon/Loras Tyrell.
Prompt: Sólo por hoy.
Extensión: 469 palabras.
Advertencia: Pre-series. Lime, creo.

Sólo por hoy.

El ritual comienza desde temprano, cuando junto con el primer rayo de sol, el patio de Bastión de Tormentas se llena del sonido de las espadas chocando entre sí, los gritos furiosos de los perdedores y las instrucciones del maestro de armas. Renly se despierta temprano todas las mañanas, medio pegado a las sábanas de su dormitorio y con ojeras enormes adornando sus ojos, su camino es el mismo todos los días tras darse un baño y desayunar en el silencio hosco de su hermano Stannis.

Se encuentra con Loras en los vestidores de la armería, pero no están solos y sus palabras son frías, impregnadas con la flojera matutina, llenas de órdenes secas que hacen que el muchacho Tyrell se ría entre dientes, aunque a veces también tiene el ceño fruncido, enojado sin duda alguna por el rechazo de Renly a los recuerdos de la noche anterior, las experiencias nuevas encontradas bajo las sábanas, escondidas tras una palabra o una nueva posición. Aún así, Loras lo entiende. Aunque eso no evita su venganza matinal mientras viste a su señor y caballero, al cual está ligado más allá del juramento que hizo su padre de dejarlo como escudero de la casa Baratheon.

El peto es lo primero que Loras coloca y mientras ajusta aquí y allá las hombreras y los ristres, sus dedos dejan marcas invisibles y aparentemente inocentes en la piel del joven Renly, que parece perder toda su autoridad como miembro de la familia nada más esos dedos lo tocan. Sin embargo, siempre logra reconciliarse con Loras cuando éste le coloca las rodilleras y las grebas arrodillado ante él, mirándolo de cuando en cuando con sus ojos azules llenos de diversión. Lo hace sentirse poderoso y sabe que a Loras le gusta hacerlo sentirse así, impotente, deseoso, desesperado. Por suerte, esa energía se convierte en fuerza bruta en el patio de batallas y sus deseos desaparecen durante el tiempo que tarda el sol en regresar al horizonte, muriendo en un crepúsculo rojo sangre.

A la hora de la cena, Loras acompaña a Renly hasta la presencia de su hermano y cenan todos juntos, siempre en ese silencio sepulcral que caracteriza a Stannis, siempre entre miradas fugaces de lado a lado de la mesa, siempre con algún roce accidental al pasarse los platos el uno al otro. Son los últimos en marcharse del lugar y aunque caminan con dignidad y aparente despreocupación, sus pasos esconden cierto ritmo desesperado, mismo que los lleva a los jardínes cuando el cielo está oscuro y las estrellas ciegas los observan desde el firmamento.

Hay un árbol de melocotones escondido en el bosque y mientras se dirigen hacia él, mirándose de reojo en la oscuridad, se mienten a sí mismos formulando la misma promesa de todos los días. Sólo por hoy. Luego sellan el pacto con beso y caricias furtivas en la oscuridad.
Nakuru: Tiger & Bunny - Yuri - Nfu~nakuruchan on April 17th, 2012 03:00 am (UTC)
Título: Motivación
Fandom: Tiger & Bunny.
Claim: Kotetsu/Barnaby.
Prompt: Procrastinar.
Extensión: 645
Advertencia: Ninguna.

Kotetsu nunca había pensado que organizar el cajón de su escritorio haría tal diferencia.

Ahora que las viejas hojas de citaciones al juzgado habían quedado bajo las carpetas de informes en el fondo del cajón, podía encontrar fácilmente su ábaco, el cual había quedado encima de todo, y también los muchos esferos que había creído perder, los cuales habían quedado en el poco espacio que sobraba en las esquinas y de ahora en adelante podría encontrar cada vez que los necesitase.

Eso no iba a pasar con mucha frecuencia, claro, pues el trabajo de un héroe estaba en las calles y no en una oficina, pero incluso Barnaby había hablado sobre la importancia del orden o algo parecido la última vez que había estado en su apartamento.

Siendo así, quizás incluso valía la pena reordenar los pocos objetos sobre el escritorio...

Kotetsu tocó su barba, distraído pensando en qué lugar podría el teléfono, y estaba debatiendo consigo mismo las ventajas de la esquina derecha y de la esquina izquierda cuando Barnaby entró a la oficina y se acercó a él.

—¡Oh, Bunny! —saludó Kotetsu, sonriente. Estaba seguro que Barnaby apreciaría lo que había hecho—. Ven a ver.

—¿Ya terminaste el informe? —cuestionó Barnaby con total calma, la cual pareció desaparecer de su semblante cuando dirigió su vista la pantalla del computador.

No era ninguna sorpresa que reaccionara así, al fin de cuentas el documento en blanco que había abierto para comenzar el reporte una hora atrás seguía en su estado original.

—Eh...

—Kotetsu... —pronunció Barnaby con una lentitud que indicaba que estaba preparándose para sermonearlo.

—Ah, lo haré mañana —dijo Kotetsu de inmediato, dedicándole su mejor sonrisa—. Sabes que no hay afán.

Que Lloyds hubiese dicho que quería el reporte a primera hora contradecía eso, pero Lloyds podía esperar. No era como si ese informe fuese a proteger la ciudad y era más importante que él descansara y estuviera listo para cualquier emergencia.

—Entonces —dijo Barnaby, dando media vuelta—, estoy seguro que mañana podemos ir a comer.

—¿Eh? —balbuceó Kotetsu, levantándose de su asiento y corriendo hacia a Barnaby— ¡Espera! Dijiste que hoy...

Hoy tendrían una cita, hoy Barnaby cocinaría para él. ¿Cómo era posible que cambiasen los planes que habían hecho juntos?

—Una vez terminaras el informe —señaló Barnaby, deteniéndose de repente y girando en sus talones para enfrentar a Kotetsu.

Kotetsu apenas pudo frenar a tiempo para no chocar contra él e hizo una mueca. Barnaby estaba siendo injusto.

—Pero...

—Nada de peros —interrumpió Barnaby, cruzando sus brazos.

Era imposible hacer que Barnaby cambiara de idea cuando se ponía así, por lo que Kotetsu suspiró y regreso a paso lento y con sus hombros caídos al escritorio.

—Ah, está bien —dijo una vez se sentó, comenzando a teclear sin muchas ganas, consciente de que Barnaby lo estaba vigilando y le impediría hacer algo diferente—. Pero sabes que esto no es el trabajo de un héroe —se quejó—, es el colmo que me sigan obligando a hacer esto después de tantos años.

—Por si se te olvida, esto es parte del trabajo de un héroe.

Kotetsu bufó.

—No debería serlo.

A pesar de decir eso, Kotetsu se concentró en el informe. Ahora tenía una motivación para hacerlo, aun cuando seguía sin gustarle verse forzado a encargarse ello.

—Si terminas pronto —susurró Barnaby cerca de su oído—, podría darte un premio.

Kotetsu sonrió. Esa era una mejor motivación, pero seguía siendo injusto que lo obligaran a perder el tiempo en un reporte cuando podía estar comenzando su cita con Barnaby.

Quizás, pensó Kotetsu dejando de teclear por un segundo mientras fingía releer lo que llevaba del informe, podría convencer a Lloyds de contratar una secretaria tanto para él como para Barnaby y dejar que ella se encargase de esas cosas...

Sí, eso era lo que haría la próxima vez.
Die Königin: Love ya69pineapple on April 18th, 2012 10:57 pm (UTC)
Kotetsu es un vago...pero es tan adorable ♥, espero Bunny le haga honor a su apodo y lo premie bien.
(no subject) - nakuruchan on April 19th, 2012 04:49 pm (UTC) (Expand)
(no subject) - yochan_fg on April 19th, 2012 07:19 am (UTC) (Expand)
(no subject) - nakuruchan on April 19th, 2012 04:53 pm (UTC) (Expand)
kirschehkirscheh on April 17th, 2012 05:21 am (UTC)
Título: Impoluto Amor.
Fandom: VK
Claim: Hanabusa/Yuuki
Prompt: Hielo de fuego.
Extensión: 497

Con los ojos bien cerrados se lanzó hacia el abismo. Una noche más o un día más, dependía de si quería expresarse como vampiro o como humano ¿en cualquiera de los dos casos tendría sentido? El tiempo pasaba demasiado lento cuando no había nada que hacer y la mente se enredaba en pensamientos múdanos que terminaban por sofocarlo, las mentes brillantes no debería malgastar sus conexiones sinápticas, deberían tener el privilegio de sumergirse solo en los misterios del mundo. ¿Podrías evitar beber de su sangre? rebotó curiosa su consciencia.
Giró sobre su paradigma con gran incomodidad. Las premisas ya no le alcanzaban para explicar su realidad. Todo se desgranaba. ¿Qué había esperado? ¿El cuento de hadas fuera de los libros? Ni siquiera Einstein había logrado modificar los eventos del pasado, apenas si había parloteado sobre el tiempo. Ella se lo había dicho, con las manos, con los ojos, con esos pequeños detalles en los que marcaba la memoria. Hanabusa no había querido validar la confiabilidad de la hipótesis.

Estaría ahí, se había mentido, ella estaría ahí esa noche y las venideras porque desafiaba a las leyes de la naturaleza. Ella no menguaba, no se desgastaba, permanecía como la perfecta máquina del movimiento perpetuo, por tanto sus labios recorriendo su cuerpo perdurarían, nunca desaparecerían las huellas de su estancia con ella, los latidos del corazón que le había regalado, sus pensamientos derramados en la cama.
Pero nada de eso estaba.

Las sábanas eran más frías que el hielo convocado en un arranque de ira, el cuarto de pronto era más grande de lo que habían planeado, ni siquiera la luz del sol lo llamaba al sueño, la luna no lo llamaba a alimentarse, los ruidos del exterior parecían no querer atravesar las ventanas. Si el mundo estaba tan de cabeza ¿Entonces porqué aún tenía protensidad?

No todo tiene explicación científica, Hanabusa. Resonó la voz de ella en su cabeza, como siempre que él trataba de explicar los por menores de la sociedad. Pero la desaparición de ella tenía una razón muy clara: los sangrepura solo pueden estar con los sangrepura, aunque ella lo negara alegando que ser hermanos no es lo mismo que ser amantes. El gato montés no se cruza con la pantera, aunque estén cerca en la muy cerca en la escala filogenética.

Las ecuaciones eran perfectas, ella no podía engañarle como una integral cíclica no podía resolverse bajo el mismo método que una integral sencilla. ¿En verdad amaba a su hermano como amante? No… SÍ. ¿Por qué otra cosa lo habría dejado? No había nada… Delante de la sociedad no estaba permitida su relación, por eso ella nunca declaraba en voz alta por qué pasaba tanto tiempo en su casa o por qué a veces no llegaba a casa.
Lastimar al ser amado no era proteger, eso era una contradicción y no puede ser aceptada en ningún paradigma. Todos sabían que si se lastimaba solo se podría desear dañar, eso era congruente, como la ciencia.
☆Lorraine Mocav Sohyovanish_hime on April 23rd, 2012 03:33 am (UTC)
Awwwww me gustó mucho.

En especial Hanabusa queriendo explicárselo todo. Y Yuuki pese a todo lo que sentía, marchándose. El gato montés no se cruza con la pantera, aunque estén cerca en la muy cerca en la escala filogenética muy buena frase.

Y la insinuación leve de Kaname/Yuuki fue genial.

Saludos Kirsch
(no subject) - kirscheh on April 23rd, 2012 05:58 pm (UTC) (Expand)
kirschehkirscheh on April 17th, 2012 06:13 am (UTC)
Título: Parlotear sin sentido también es planear.
Fandom: Assassin's Creed
Claim: Sibrand/Maria
Prompt: Soñar
Extensión: 635

Era fácil escurrirse junto con la arena entre los recovecos de las construcciones o deslizarse por los intrincados adornos de los mosaicos abigarrados del palacio, sí era muy sencillo sobre todo cuando Robert parloteaba sobre el mal gusto de Abu'l Nuqoud, lo intolerable que era el calor de Damasco o cualquier otra queja que se le cruzara por la cabeza. De cualquier forma el hombre se conformaba con escuchar un “ajá” de vez en cuando, fuera de quien fuera y en ese momento tenía a Talal y Tamir a su costado izquierdo, quienes estaban deseosos de complacerlo añadiendo burdas quejas sobre las críticas de Robert. Sibrand bien podría ignorarlo por completo hasta que fuera requerida su atención para algo más útil que si el dorado se veía mejor sobre el rojo o el azul. Era una lástima que la mujer de la habitación no estuviera dispuesta a hacer lo mismo.

Ah, Maria, siempre atenta a cualquier movimiento de Robert, perpetuamente atraída a la voz de ese a quien admiraba por encima de todos los astros y dioses, inclusive si no tuviera el menor interés por el tema que este mencionaba. El germano suspiró, resignándose a pasar otra tarde aburrida en compañía de los sarracenos que no hacían nada para ganar lo antes posible la guerra. Por un instante sus miradas se cruzaron, ella dejó prestarle atención al francés que continuaba con su soliloquio. Si tan solo se miraran más a menudo, estuvo a punto de rehuirle con la mirada pero eso solo levantaría sospechas y eso sería peor. Él le había confesado un par de veces sus sentimientos, bueno no de manera tan obvia, pero había hecho lo posible porque ella entendiera el mensaje. Sus respuestas no eran menos cripticas como su vida misma. Sí, Sibrand, saldré contigo… hasta la fortaleza, luego iré con Robert porque no puede encontrar su armadura sin mí. Sí, Sibrand, cenaré contigo todas las noches… y con Robert porque sería insoportable si se entera que lo hemos dejado fuera. Sí, Sibrand, cuando la guerra termine estaré contigo… si Robert no me manda a un distrito lejano a ser Comendadora. Seguía intentándolo no obstante, esa mujer seguía siendo tan elusiva con sus respuestas, aunque su corazón jamás había dejado de latir con frenesí cuando recibía el “sí” de sus labios para luego recibir el extraño complemento de la frase.

—¡Sibrand! Quiero tu opinión, Maria estás aquí con trabajo que hacer no para admirar esta espantosa arquitectura —estalló Robert llamando la atención de los dos.

Y ella, pese a que frunció el ceño mostrando una mirada iracunda, se dejó atrapar una vez más por el dirigente de los Templarios. ¡Bah! Él también se estaba sometiendo a la presencia de Robert, quien lo atosigaba con propuestas de soluciones imposibles.

—¿Ya lo tienes? —preguntó con impaciencia el francés.

—Bueno, creo que sería mejor si… —así soltó la más grande incoherencia con un poco de argumentos para no parecer tan estúpido. Si Robert proponía sinsentidos ¿por qué él no podría hacer lo mismo?

—No es tan malo —exclamó Robert—, ¿no lo crees? —Talal y Tamir se apresuraron contestar, Sibrand sabía que el susodicho solo le hablaba a Maria.

—Eso pienso —afirmó la inglesa, por un instante ella lo miró con los mismos ojos que reservaba para Robert, su corazón latió con violencia dentro de la armadura, o eso pensó porque de inmediato volvió a su típica mirada llena de indiferencia.

Marie, quiero que hagas exactamente lo que yo te diga… —comenzó a darle órdenes Robert. Sin embargo, esta vez parecía que ella no le estaba prestando demasiada atención, incluso parecía sonreír. ¿Era por él? ¿Por qué había dicho algo digno? ¿Por qué había hecho al yo-hago-todo-perfecto-y-nadie-puede-superarme de Robert aceptar que Sibrand había planeado algo mejor?

Por el momento no lo sabría, pero podría soñar.
Kikinu: MattMellobela_kikinu on April 17th, 2012 01:53 pm (UTC)
Título: A tus pies
Fandom: Katekyo Hitman Reborn!
Claim: Mukuro/Tsuna
Prompt: Arrodillarse
Extensión: 472 palabras

A tus pies


— Estoy para servirle, Décimo Vongola.

Mukuro se arrodilla frente al Capo, besándole el anillo con el símbolo de la Famiglia.

Tsuna se muerde el labio inferior, mirando con nerviosismo la puerta de su oficina. Pueden haber pasado los años él haber madurado un poco, pero los escalofríos y todo lo que le hace sentir Mukuro posiblemente no cambien jamás.

— D-deja de hacer eso, Mukuro.

Su Guardián de la Niebla le otorga una sonrisa depredadora y Tsuna tiene ganas de temblar. Recuerda a tiempo ya no tiene quince años y que es el líder de la mafia más importante en el mundo, así que logra no lloriquear como un chiquillo.

Mukuro apoya su frente en las rodillas de Tsuna y este ahoga un suspiro.

— Sólo creí que te gustaría saber que soy fiel a ti, Tsunayoshi-kun.

— Eso ya lo sé. No tienes que hacer… mmm… estas cosas. Es vergonzoso.

Por supuesto que Tsuna sabe que Mukuro es fiel a él y no a los Vongola, el ilusionista se lo dejó muy claro cuando lo liberó de Vindice.

Mukuro acaricia uno de sus muslos, sin levantar el rostro. Tsuna suelta un pequeño gemido y se odia por ser tan débil.

— Mukuro, basta. Va a entrar alguien y…

Pero antes de que pueda terminar de hablar, el hombre lo agarra de la camisa y tira hacia abajo, besándolo. Tsuna gime dentro del beso y se desliza de la silla, hasta quedar de rodillas frente a su Guardián.

Mukuro lo abraza por la cintura, acercándolo más a él y puede que Tsuna esté perdiendo un poco la cordura, porque cualquiera de sus otros Guardianes podría llegar en cualquier momento y no es como si Mukuro fuera el más querido entre los Vongola como para que lo encuentren besándose con el Jefe.

Bueno, besándose o algo más, claro.

Extrañamente, es Mukuro el que rompe el contacto, dejando a Tsuna haciendo un mohín con los labios, molesto.

Mukuro suelta unas de sus particulares risitas.

— No te preocupes, Tsunayoshi-kun, podemos seguir esto por la noche. Si alguien llegara a entrar e interrumpirnos ahora yo no estaría muy feliz y dudo de que tu quieras que yo destruya parte de tu hermosa mansión, ¿verdad?

Tsuna suspira, aún sin soltar al hombre. ¿En qué momento se sumó al carrusel de locos que rondan su vida?

Mukuro comienza a pararse pero, antes de que lo haga, Tsuna le da un beso rápido. El ilusionista lo mira sorprendido, con una sonrisa algo burlona en su rostro.

Tsuna no puede evitar sonrojarse.

— Para que no se te olvide que eres fiel a mi.

Su Guardián ríe, dirigiéndose a la puerta.

— Jamás, Tsunayoshi-kun. Estoy a tus pies, lo sabes.

Claro que lo sabe, todos lo saben. Lo que Tsuna espera que nadie se de cuenta, es que él también está a los pies de Mukuro.

FIN
Die Königin69pineapple on April 18th, 2012 11:00 pm (UTC)
6927 hiciste mi día, Mukuro tendrá facha de playboy pero es lindo leerlo todo fiel a su moe Jefe.

Tsuna no tiene palabras.
(no subject) - bela_kikinu on April 18th, 2012 11:04 pm (UTC) (Expand)
Asumi: Eveasumi17 on April 17th, 2012 02:54 pm (UTC)
Título: Nadie
Fandom: A Song of Ice and Fire
Claim: Gendry/Arya Stark
Prompt: Asesina
Extensión: 505 palabras
Advertencia: Spoiler [Festín de Cuervos-Danza con Dragones]

¿Cuánto tiempo hacía que no la veía? Puede que un par de años o algo más, ahora su cabello anteriormente corto y desaliñado ahora se encontraba más largo y revuelto, sus ojos de color grises se clavaban en él con fiereza, algo más propia que de un animal salvaje que de una persona normal. No pensaba que siguiera viva, no verdaderamente después de lo ocurrido en los Gemelos hacia donde se dirigía ella, pero ahí se encontraba, frente a él y casi irreconocible.

-Tú… -pronunció tenuemente mientras bajaba el martillo- ¿qué haces aquí?

-Buscar comida, imbécil –habló en voz alta poniéndose en pie- ¿No es esto una posada?

-Estabas robando –le replicó con voz severa.

-Sólo lo necesario, hace tiempo que viajo sin dinero –bufó-. ¿Y tú? ¿Qué haces aquí? Creí que te habías unido a esa estúpida hermandad, espera… ah sí, Ser Gendry –hizo una exagerada reverencia dándose la vuelta.

-Soy parte de la hermandad –contestó receloso y ella se giró mirándole con vehemencia.

-¿Siendo niñero en una posada donde apenas hay comida? Qué gran servicio estas mostrando a este reino, Ser –ella sabía que para él aquello era importante, y sin embargo seguía burlándose de él.

-No sólo hago eso –advirtió y se acercó a ella- sino te hubiera reconocido podría haberte matado.

Ella se giró mostrando un rostro en el que no podría descifrar que era lo que estaba pensando, se veía tan diferente a la niña contestona y poco educada que había conocido… Aunque seguía poseyendo un temperamento horrible.

-Si yo hubiera querido, te habría matado sin pestañear –aseguró tocándose la espada que siempre solía portar-. Te escuché desde las escaleras, pero te vi –bajó el volumen- te reconocí enseguida, y pensé ¿Qué hace un herrero con ansias de guerrero en un lugar tan deplorable como éste? –le miró- No eres el único que ha cambiado con los años, Gendry.

-Sois muy cruel diciendo eso, miseñora –se fijó directamente en ella que frunció el ceño.

-No soy una dama, y lo sabes –se volvió.

-Sois Arya, de la casa Stark –le recordó y ella se paró, como si que le dijeran por ese nombre la hubiera trastocado un poco, lentamente negó con la cabeza.

-Te equivocas, Arya Stark murió hace mucho tiempo… a esa niña que le encantaba el pastel de limón, a la que acompañaste, ella ya no está, ni Perdíz, ni Comadreja, ni Nam –lanzó un suspiro-. Yo no soy nadie, sólo una sirvienta del Dios de muchos rostros –sonrió- una asesina.

Se alejó de él, en el camino contrario a la despensa, hacia fuera de la posada donde en los árboles cercanos al río colgaban los cuerpos de aquellos que se oponían contra su hermandad, una advertencia que haría huir al más sensato, pero ella había entrado ahí e igual de sigilosa había salido, como un fantasma, un simple recuerdo que volvía a cobrar vida. Allí donde no sabía donde empezaba aquella chica que negaba ser quien era y la que verdaderamente creía que no era nadie.


Edited at 2012-04-17 02:58 pm (UTC)
poala_chanpoala_chan on April 17th, 2012 05:53 pm (UTC)
Fandom: bleach
Claim: ichigo/rukia
Prompt: al respirar
Extensión: 284 palabras
Advertencia:spoilers del final del arco arrancar ...

Toma una profunda bocanada del aire más denso que ha aspirado en su vida y compone la sonrisa mas falsa de la historia y se despide, se las arregla para hacerle saber que a pesar de todo estará bien, pero cuando desaparece de su vista exhala y el oxigeno del mundo se acaba, aunque su expresión no se mueve un milímetro.

La vida continua, monótona y sin chiste tan normal y corriente como deseo por años, como maldeciría en los venideros.

Si cierra los ojos puede evocar la menuda figura de la compañera de sus aventuras y se le hace costumbre lanzar al aire sus insultos y uno que otro enana, la busca en las sombras de la noche y el susurro del viento hasta casi volverse loco.

Pero no el no es masoquista.
La vida continua, monótona y sin chiste tan normal y corriente como deseo por años, como maldeciría en los venideros.

Termina la escuela, hereda la clínica, y cumple con encontrar una esposa incluso le da nietos a su padre que se encarga de malcrialos.

Aunque en todos estos años, se sienten como un son de espera.

No ha sido después de todo una mala vida, se dice al final de sus días, esta rodeado de una familia amorosa y ha sido tan exitoso como ha podido. Pero hay algo que falta, algo que tiene nombre de mujer.

No tiene miedo de morir.

Cuando expira, esta Rukia junto a él, con una sonrisa y tal vez una pequeña arruga entre sus cejas que no estaba ahí, pero tan joven y preciosa como la recuerda, con la mano pequeña extendida hacia él y siente que respira por primera vez en 70 años.
kirschehkirscheh on April 17th, 2012 08:56 pm (UTC)
Título: La pausa del hubiera.
Fandom: Harry Potter
Claim: Harry/Hermione
Prompt: ¿Y si...?
Extensión: 322

Pausa. Todo el mundo se había apagado cuando Hagrid emergió del bosque con el cuerpo de Harry entre sus brazos. No necesito respirar, su corazón dejó de latir junto con su amigo inerte. Dos estacas la atravesaron, eran mucho peor que los crucios de Bellatrix, que la destrucción de Hogwarts, que el terror invadiéndola en las noches cuando pensaba que Voldemort encontraría la manera de llegar a sus padres muggles.

Se había ido. ¿Qué sucedería con todo aquello que hubiese querido decirle? ¿Qué pasaría con los sueños que habían construido? ¿A dónde iría ahora que él ya no estaba? Entonces gritó, con Ron, con Neville, con Luna, con todos los que habían conocido a Harry, y sin ellos también lo hizo porque ella había perdido mucho más que ellos. Gritó incluso aunque Voldemort hablara, aunque él amenazara, todo había perdido su razón de ser, ganara quien ganara la batalla en Hogwarts para ella siempre sería una derrota.

Debió ser… debió hacer… debió… en esos momentos se había dado montones de excusas para no decirle, estamos en medio de una guerra, él aún quiere a otra, él todavía cree que me gusta otro, acaba de morir alguien importante para él, ahora encontraba en cada una de esas opciones veinte mil razones para decírselo sin tapujos. ¿Y si…? No, esa oportunidad ya no existía.

Ron la empujó, así supo que el mundo se había vuelto a poner en marcha otra vez, el peligro debería estarla acechando, no obstante sus ojos no lograban separarse de los brazos de Hagrid como si de alguna manera aquello cambiara la realidad. Lo vio, primero como una mera ilusión de su mente, luego como las manos de Hagrid tratando de realizar lo imposible, finalmente como algo real. Harry se movió y ella con él. Sabía que en este instante debía hacer lo que había estado esperando desde que sobrepasó el límite de la amistad.

No más si hubiera, Hermione.
Lauralaurineandersen on April 18th, 2012 01:18 am (UTC)
He adorado cada palabra, normalmente he leído fanfics sobre la guerra y todo aquello que pudo o no haber sucedido en la tienda de campaña mientras Ron no estaba, pero este resume todos los años en Hogwarts y todos los momentos pasados, ¡muchas gracias por llenar el prompt te ha quedado genial ♥!
(no subject) - kirscheh on April 18th, 2012 05:26 am (UTC) (Expand)
(no subject) - vanish_hime on April 23rd, 2012 03:35 am (UTC) (Expand)
(no subject) - kirscheh on April 23rd, 2012 05:59 pm (UTC) (Expand)
Asumi: Eveasumi17 on April 17th, 2012 11:05 pm (UTC)
Título: Segunda oportunidad
Fandom: A Song of Ice and Fire
Claim: Jon Snow/Melisandre
Prompt: Profecía
Extensión: 545 Palabras
Advertencia: Spoiler [Dance with Dragons]


-Se lo advertí –pronunció en tono bajo mirando fijamente el cuerpo de quien se encontraba a sus pies.

La nieve estaba coloreada del color rojo de la sangre, el color rosado del cuerpo que anteriormente había dado ese soplo de vida a las mejillas del muchacho se habían apagado, sus manos fijas a su espada que no estaba desenvainada y los ojos perdidos en algún punto en el infinito. Jon Snow estaba muerto a sus pies, tal como había predicho, los puñales que veía en sus fuegos, los enemigos en las sombras, ella lo sabía, no podía predecir con exactitud cuándo ocurriría, pero lo sabía.

-“No sabes nada, Jon Snow” –recordó haberle dicho mientras se ponía de cuclillas mirando mejor al cuerpo.

Al lado del joven su lobo guargo tenía el hocico impregnado de sangre de otro cuerpo con la garganta desgarrada que yacía a un lado, mientras el fiel compañero de Lord Comandante seguía tumbado junto a su amo, como velando por su alma.

El calor llama al calor, y aunque la del chico hubiera llegado tempranamente ella no iba a permitirlo, conocía cual era el destino de Jon Snow, y aunque en sus predicciones aquello era inevitable, incluso para R’hllor la muerte no es un obstáculo.

-La muerte no es algo que puedas permitirte en este momento, Jon Snow –dijo en un susurro, mientras juntaba sus cálidos labios con los fríos del muchacho.

Ahora no era decisión suya, el beso de la vida era algo que únicamente podía otorgar R’hllor, si debía morir el Dios no le devolvería el calor que tanto se necesitaba, sin embargo ella sabía que no era así, él era necesario, y por ello debía vivir. Sintió como los labios se él se volvían cálidos y al nuevamente la respiración de él decidió separarse.

-¿Qué…?

Ella le miró, con curiosidad y un extraño sentimiento de alivio por verlo vivo, su pelo estaba lleno de nieve y aún tenía sangre por el cuerpo y sus ropas. Las heridas serían cerradas, la mente sería sanada… pero los recuerdos, frágiles y atemporales serían parcialmente olvidados, era un pequeño precio a pagar por volver a la vida. Fantasma empezó a lamer incansable la cara de su amo y ella simplemente se levantó con la misma sencillez con la que se había agachado.

-¿Qué me ha… -se aclaró la voz él, notándola áspera y extraña- pasado?

¿Cómo explicar a un infiel que Dios le había elegido? ¿Cómo hacerle saber que su vida tenía mucha más importancia que la que parecía? R’hllor lo había elegido, y ella no era nadie para negar aquella gran verdad.

-Eres un elegido, Lord Snow –contestó con voz serena y suave-. R’hllor te ha permitido vivir una segunda vez. Cree mis advertencias y no temerás a que te tenga que dar una tercera oportunidad.

Dicho esto se dio la vuelta para marcharse a sus aposentos, puede que hasta un impío pudiera convertirse si se le demostraba la verdad de su fe. Ella nunca mentía ni daba falsas esperanzas, sólo interpretaba un papel, era una mera sierva que gustosamente atendería los mandatos de su Dios, si estos deseaban a Jon Snow con vida ella se encargaría de que fuera así, ya tuviera que devolvérsela más de un millar de veces.
Asumi: Eveasumi17 on April 17th, 2012 11:39 pm (UTC)
Título: Honor
Fandom: A Song of Ice and Fire
Claim: Jaime/Brienne
Prompt: Redención
Extensión: 663
Advertencia: Spoiler [Dance with Dragons]


Recordaba haber cabalgado durante un día entero por el bosque siguiendo la inmensa figura de Brienne, recordaba haber escuchado relinchar al caballo y sentir un dolor intenso en la nuca mientras se caía noqueado de este, recordaba haberla llamado… haberla llamado… Pero no recordaba cómo había llegado a aquella cueva.

Atado de pies y manos, sin la mano de oro que anteriormente portaba y sin encontrar a su compañera de viaje, su primer impulso fue pensar lo peor. Habían sido asaltados y ella había sido raptada, él había sido un inútil pues ni siquiera había podido combatir, perdió la conciencia pero estaba seguro que ella sí había luchado, al igual que en la fosa con el oso… ¿pero dónde se encontraba ella? Ni gritos de ayuda ni ningún otro sonido llegaban a ese lugar, y volvía a recordar lo que era estar en una celda.

Una luz apareció por delante suya, al parecer sus captores se habían dignado al menos a mostrar sus caras, si al menos aún conservase la mano derecha… si pudiera luchar en condiciones aquello no habría ocurrido. Sin embargo su captor resultó ser la persona que menos esperaba.

-¿Se supone que es una broma? –Preguntó mientras miraba a la inmensa mujer que sostenía la antorcha-. ¿Te han enviado ellos? ¿Te has escapado?

El rostro de Brienne de Tarth no había mejorado nada desde la última vez que la vio, le faltaba un trozo de carne en la mejilla, tenía un feo moratón cerca de la cabeza y arañazos por el rostro. Su corto pelo desordenado, pero sus ojos… sus ojos se mostraban tristes y vacios.

-Lo siento –dijo en un tono bajo y triste- lo siento, lo siento –pronunció más veces mientras se arrodillaba frente a Jaime-. Os he fallado, he fallado a ambos… -se mordió el labio.

-¿A qué diablos te refieres? Habla claro mujer, y ayúdame a soltarme –señaló las cadenas pero ella negó con la cabeza.

-Os prometí que encontraría Sansa Stark y a Lady Stark que os intercambiaría por sus hijas, pero no he cumplido ninguno de mis juramentos y ahora ella os quiere matar –contestó con voz afligida.

-Lady Stark está muerta, estás desvariando, ahora suéltame –no le gustaba aquello, no pintaba nada bien.

-No lo está, Beric Dondarrion le dio el beso de la vida. –Sus ojos estaban cristalinos a punto de echarse a llorar- No conoce a piedad, ni la misericordia, no conoce el perdón… sólo el dolor y únicamente quiere una cosa en este mundo, venganza –su voz se rompió-. Quiere veros muerto, pero no puedo permitirlo.

Entonces entendió todo aquello, la trampa de los bandidos no había sido tal, ella no había sido raptada y el único que se encontraba cautivo en aquel lugar era él.

-Me habéis traicionado –respondió bastante sorprendido.

-No, os voy a liberar, vais a huir y yo me iré con vos –se pasó la mano por los ojos-. Arya Stark está en Invernalia, va a casarse con Ramsay Bolton… si se la traemos… si se la traemos quizás pueda perdonarnos –terminó en un susurro.

-Me habéis traicionado –volvió a repetir, sintiéndose verdaderamente herido al igual que un profundo dolor inundó su pecho.

-No he podido cumplir mi palabra, pero os ayudaré –tragó saliva-. Puede que no haya conseguido encontrar a Sansa Stark o haberlas traído de regreso cuando llegamos a Desembarco del Rey, pero os juro que pase lo que pase no os dejare morir.

¿Cómo confiar en un traidor? Era la frase que ella siempre le había repetido, él había jurado proteger a Aerys el Loco y su familia y sin embargo era quien le había asesinado… Pero aún así le habían confiado otro papel importante, una nueva oportunidad de servir a un nuevo rey… ¿Era capaz de concederle otra oportunidad a aquella muchacha? Algo le decía que el honor que ella poseía era algo que él jamás volvería a tener, mancharlo sería algo que no se perdonaría. Por ello le confiaría su vida.


Edited at 2012-04-17 11:40 pm (UTC)
Kikinubela_kikinu on April 18th, 2012 04:06 am (UTC)
Título: Encuentro
Fandom: Alicia en el País de las Maravillas/El Mago de Oz
Claim: Alicia/Dorothy
Prompt: Sueño
Extensión: 408 palabras.

Encuentro


Cuando la familia de Alicia se muda al campo, ella tiene catorce años y está furiosa. La han alejado de su hogar, de sus amigos… de la puerta de al País de las Maravillas. Ahora ha perdido la oportunidad de volver a tomar el té con el Sombrerero, de volver a ver al Conejo Blanco, de desafiar a la Reina de Corazones.

El campo es aburrido y ella se niega a aceptar que todo lo que vivió haya sido sólo un…

***


… sueño, por el simple hecho de que es imposible.

Dorothy recuerda perfectamente al Mago, al Hombre de Hojalata, a la Bruja Buena del Norte, al Espantapájaros, al León… ellos no pueden ser sólo un producto de su imaginación.

Ya tiene dieciocho años y la tía Emma le ha conseguido trabajo como institutriz de la hija menor de esa familia rica que se ha mudado hace poco al pueblo. Sólo espera que la niña no sea muy caprichosa, porque sino la situación será…

***


… insostenible.

Por suerte Dorothy, su nueva maestra, es todo lo contrario a lo que hubiese pensado. Es dulce y amable, además de que tiene un perrito encantador. La trata bien y, si hace los ejercicios correctamente, a la clase siguiente le trae galletas caceras.

Su voz es increíble, la más dulce que ha escuchado nunca. Hay una canción que ella canta, que habla sobre un lugar especial al otro lado del arco iris y a Alicia se le llenan los ojos de lágrimas porque le recuerda al País de las Maravillas y a todas las criaturas asombrosas que conoció allí.

Pero, sin dudas, lo que más le gusta de ella es su mirada…

***


… soñadora, que le recuerda a la suya propia. Además sus cuadernos están llenos de dibujos de personajes que parecen salidos del mismísimo Reino de Oz.

Aunque la chica es cuatro años más joven, Dorothy se siente muy concentrada a ella y espera con ilusión las horas que pasan juntas.

Alicia le hace sentir cosas que no sentía desde su visita a Oz, cosas que no había sentido incluso ahí. Su sonrisa hace que su corazón de brincos y, a veces, Dorothy cree que algún día podrá contarle sobre el…

***


… País de las Maravillas, algo de lo que nunca ha hablado con nadie. ¿Quién sabe? Quizás Dorothy la sorprenda y le diga que ella tampoco cree que todo haya sido sólo un…

***


… sueño.

FIN
Kikinubela_kikinu on April 18th, 2012 04:08 am (UTC)
Título: Extrañando un lugar especial
Fandom: Alicia en el País de las Maravillas/El Mago de Oz
Claim: Alicia/Dorothy
Prompt: Hogar
Extensión: 383 palabras.
Nota: Continuación de Encuentro


Extrañando un lugar especial


— ¿Qué ocurre, querida?

Alicia aparta la mirada del estanque y mira a Dorothy, que viene con sus cuadernos y sus libros, lista para dictar la clase del día. Hace ya seis meses que es su maestra y Alicia no podría estar más encantada.

— Nada.

— Mmm… presiento que alguien me está mintiendo. Puedes confiar en mi.

Alicia mira en sus ojos y lo sabe, realmente puede confiar en ella. Pero aún es muy pronto y se moriría si Dorothy creyera que está loca y decidiera apartarse de su lado.

— Es sólo que extraño… mi hogar. Tú eres muy buena y darle de comer a los patos es divertido, pero… no me siento en mi lugar.

Hay un destello de algo en el rostro de Dorothy y entonces la mujer se sienta a su lado, abrazándola por los hombros. Alicia apoya su cabeza en el hombro de la maestra y se siente en paz por primera vez en mucho tiempo.

— Sé como te sientes.

Alicia niega con la cabeza. Es imposible que Dorothy la entienda, por mucho que le gustaría.

— ¿Cómo podrías? Este lugar siempre ha sido tu hogar, no sabes lo que es sentirte fuera de lugar, sobre todo cuando has conocido un lugar maravilloso

Alicia se muerde la lengua. Casi habla demás y espanta a la maestra. Toto mordisquea el borde de su vestido y Dorothy lo acaricia detrás de la oreja, con una sonrisita triste adornando su rostro.

— Hace unos años yo fui a un lugar maravilloso. No es por menospreciar donde vivías, pero este lugar era increíble, fuera de este mundo.

— ¿Y por qué volviste?

— Porque no podía dejar a mi tía Emma. Ella hubiese estado muy triste si yo me iba. Pero no hay día que no extrañe sus enormes bosques, sus personas amigables, su gran castillo…

— ¿Te gustaría volver?

A Dorothy le brillan los ojos al hablar de ese y lugar y a Alicia le duele el pecho al pensar que podría abandonarla. Sin embargo, Dorothy niega con la cabeza.

— Mi tía aún me necesita. Además… ahora te tengo a ti, no podría dejarte.

Por primera vez desde que se mudó, Alicia siente que encontró su lugar. Aquí, entre los brazos de Dorothy, mirando el estanque y con Toto mordisqueándolo la falta del vestido… Alicia ha encontrado su hogar.

FIN